Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de septiembre 8, 2013

Un punto Baudelaire...

Un punto Baudelaire en la cintura –maldito decadente derrespirando en Béjar sin contar con un Maistre– sin un barrio latino que llevarme a la boca, sin un Mènard con el que hablar de aquella joven virgen que pasa por la acera, sin Sarah ‘La Louchette” a dos francos la hora... ¡ay!... una Jeanne Duval a media puerta, una Jeanne morena y sin costuras... decía que hoy tengo un punto Baudelaire en la cintura y una cosa Gautier en la mirada... y en el vientre un trasunto Nerval que me deja romántico y piporro paseando por Valois o siendo Fausto en mi silla de cuero con ruedines... y leo a Francisco Pino, que lo encontré sin querer en la limpieza de mi estudio... “Esa nube fue y se fue. / ¡Qué limpio ha quedado el aire / la pureza de ese ser / que existió para negarse!”... y tomo entre las manos mi palo pulidísimo de acacia espinosa (el que me hace anciano de la tribu tatoga) y lo acaricio como a un cuerpo deseado... y pienso en esa chusma de tipos del dinero que juegan a la guerra cambiánd…