Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de abril 25, 2010

Día del Trabajo

Inauguramos hoy nuestro nuevo logo... a ver si nos da suerte

Hoy se celebra el Día del Trabajo y no me queda otra que felicitar a Paco Tejeda, a Juan Martín Tiedra, a Juan Carlos y a Reyes por su empeño en el curro y por mantener el grado de confianza en el proyecto que juntos estamos sacando adelante día a día. Estamos pasando momentos complicados, como casi todas las empresas, y contar con una plantilla fiel y bien argumentada en el tesón y en la mirada de futuro es todo un privilegio para quien la dirige. Los hombres de verdad se ven en las dificultades. Gracias por vuestro trabajo, amigos. Y un abrazo grande para Antonio Garrido, Pablo Bartolomé, Saturnino y Ricardito, que tienen mucho que ver en todo esto.
* Dejo algunas fotos que estaban perdidas entre los descartes de mi archivo:
Ricardito en una sesión fotográfica al bar de un cliente

Juan Carlos en plena labor contable

Una mala noche


Paco gozando y presentando un display municipal

Rotulando un cartelón



En una sesión fotográfica jamonera…

Los mejores poetas que he leído son fiambre...

Metaforas del mundo

•••

Los mejores poetas que he leído son fiambre, y eso me gusta... que se hayan agotado sus recursos vitales, que ya no sean borrachos pesados o viejitos insoportables a los que se les dora la píldora y se les lleva al hotel medio vencidos después de una cena golosa o algún premio final con dos durillos... que ya no den guerra y solo queden sus poemas como hojas secas para darle color a mi paisaje. Y no sé si es malo que sus poemas sigan respirando sobre la podredumbre de sus cuerpos, porque cuando los leo me queda cierta insania necrófila... porque me gustan, claro. Y que luego hay un aquél tontino de mito que no cesa [y el mito ya se sabe que es dinero que alimenta las tripas sinforosas de demasiados hombres... que se lo pregunten a todos los que viven, y muy bien, del Alonso Quijano cervantino... y mira que don Miguel las pasó más putas que Caín para tanto ‘después’ hecho de jodido papel moneda]... Ahora recuerdo que yo odio el Quijote porque me lo obligaron a leer …

Y que no te acabe un cuchillo o una bala...

Leía a Elliot ayer y me dije de pronto... viejo, algún día tienes que bajar de tu parnaso, y del de los otros, y ponerte a mirar la tele con unas aceitunas o salir a comprar tabaco para fumarte uno sentado en la taza del váter mientras escuchas a la vecina de abajo cómo regaña a voces a los críos... algún día tienes que volver a conectar tu teléfono celular para recibir mensajes publicitarios y preguntarle a la mujer que barre la escalera que cómo anda su familia en Argentina... tendrás que volver a ser el mediocre que realmente eres, viejo, y discutir de fútbol en el bar o comprar un cupón de la ONCE y luego dar las gracias al funcionario de la Seguridad Social que te reclama un diez por ciento de recargo por retraso en el pago... un día de estos tendrás que volver a salir con el paraguas negro a la calle para sentirte estúpidamente feliz porque no llueve y pedir unas patatas con mayonesa en el bar de arriba o aguantar diez minutos de cola en la oficina de Correos, y hacerlo sin pens…

Algunos día me cabreo con lo que leo

Arantza Quiroga, la periquita profascista y oputarra que preside el parlamento vasco [todo un culo lavado de la política española], dijo hace unos días en un acto público que los parientes de las víctimas del franquismo sentimos odio y se lo intentamos pasar a las nuevas generaciones [no sé si se refería a las del PP, aunque me da que ya lo llevan en su código genético marcado a fuego] y, además, nos llamó ‘frustrados’ por hacer una defensa constante de ese derecho natural a encontrar y dar tierra a nuestros muertos. Me gustaría conocer su pasado y el de sus ancestros y compararlo con el mío y el de los míos, de dónde le viene la pasta que disfruta [me temo que en algún punto proceda de la humillación de muchos y hasta del sacrificio de más de una vida obrera]. Y sé que hay que guardar las formas y que hay que ser condescendiente, que hay que tomar la decisión de acabar con tensiones ancestrales y argumentar mundos nuevos... pero reclamo un punto de partida en el que el respeto a quien…

Hoy me gustaría escribir que hay un algo de dunas en mis ojos...

Hoy me gustaría escribir que hay un algo de dunas en mis ojos o que soy la Ginevra de Almieri en el poema de Velletti, la que murió dos veces... o que persigo al puma por los riscos rizados de Los Andes... o que simplemente me transmuto en el Lafcadio de Gide para hacer lo que me plazca... Yo, que vi desde las fallas del Riff pastar a una manada de elefantes y me quedé absorto, que me abandoné una noche en las calles de Coimbra como un enmascarado, que paseé con zapatos gastados La Alameda y bebí agua en Longuido... yo, que comí un cocido madrileño con Pepe Hierro y perseguí jirafas en Karatu, que dormí en cama blanda cuando lo de las Torres Gemelas y escuché cantar a Mercedes Sosa una tardenoche de lluvia en los cristales... yo, que me emocioné bajo un baobab en Mangola y me dejé a la lluvia en el barrio occidental de Arusha, que pisé el volcán de barro y tuve en mis manos el pie recién cortado de un gorila... yo, que cené con glamour y la Montiel y pisé las salinas del Eyasi, que com…

Los nódulos debajo de tu piel...

Otra vez al tedio de los días, a las miradas dobladas y al carbón diario del trabajo... a ese no importarnos que la malaria se lleve a un millón de personal al año [y no se ponen ganitas para encontrar soluciones de prevención por el primer mundo... claro, no nos afecta]... como la enfermedad del sueño, la leihmaniasis, el sida, la tuberculosis o la enfermedad de Chagas... a nosotros nos interesa más operar de algún quiste a nuestros perros y gatos primermundistas o ponerles gabardinita cuando llueve... ya sé, ya sé... no es comparable, pues tu perro te mira a los ojos con esa carita de amor eterno y los premuertos anónimos no te miran.. en fin... Decía que otra vez a lo de siempre, aunque ahora con el paisaje verdecido por la generosidad de las lluvias, con un sol nuevo y con un gol de Raúl en liga... una pasada, ¿no?... pero la gente sigue igual, empecinada en tener y en mirar seco, con los ojos llenos de recelos y cuitas... la verdad es que no me dan ganas de seguir en esto y ya ni …