Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de enero 4, 2009

Visita.

Hoy recibo a Jesús Urceloy y a Marisol, que vienen a recoger la edición del libro de Julio César Navarro, "Todo sigue así. Poesía completa", que hemos coeditado entre editorial 'Sloper' y 'lf ediciones' para intentar darle un empujón a la jodida salud del amigo Julio César [nacido en 1970, ya se debate en la lucha jodida contra el cáncer cabrón].Todos tus amigos, Julio César, esperamos que venzas a esa fiera que ataca con saña. Estaremos a tu lado para darte la fuerza necesaria y veremos de nuevo cómo crece la sonrisa en tu boca. Para empezar, amigo, ahí quedan tus poemas [son hermosos de verdad] como terapia practicable y como fe de vida [de tu vida y la nuestra]. Disfruta la edición de la misma manera que he disfrutado yo leyéndote.
Un abrazo grandote... y adelante, hermano.

¿Pensar es de burgueses?

9 de enero de 2009
Me retó esta mañana Antoñito G. Turrión, que estaba risueñote, a darle vueltas a la cosa de que para pensar y escribir hay que haberse aburguesado antes, y yo no lo creo del todo, pues es característica del burgués el estatismo y la búsqueda de la falsa tranquilidad con la idea de salir siempre bien librado de la vida, sin aportar, sin sobresalir, sin arriesgar...
Sí es cierto que el aburguesamiento presta tiempo libre, pero también es cierto que quita cualquier estado de necesidad, tanto interior como exterior. Quizás la cosa suceda cuando el aburguesado comienza a sentir asco de sí y de la situación en la que vive, cuando comprende que no va a parte alguna y se plantea la posibilidad de ser en otros parámetros.
La verdad, pensándolo bien, es que el tema no me interesa demasiado. Saber que hay un caldo de cultivo en el que el pensador crece mejor y piensa más, no va a ayudarme a llegar a ese statu ni va a procurarme conocimientos que en este momento me apetezcan.
Lo q…

Busca el infinito.

8 de enero de 2009
El tiempo juega siempre con lo vulgar para convertirlo en extraordinario... así se crea un mapa de la memoria sobre el que realizar el juego creativo, ya que todo parte de la repetición hasta el tedio, del olvido y de la recuperación ensoñada de lo que se perdió.

Anoche te llamó Antonio Gómez, viejo F, y percibiste enseguida que latís con un mismo corazón, que provenís del mismo pozo y vais juntos hacia la misma estatua de sal. Te hizo gracia que te contase que está escribiendo mucho, pero que a nadie le interesa, que todos se quedaron con su propuesta antigua [cuando fue nueva, reían], esa cosa de la poesía concreta en la que Antonio ha logrado ser émulo avanzado de Joan Brossa, e incluso superarlo con algunas propuestas sorprendentes de alto valor creativo. Es así la vida, viejo... los pimpollos humanos solo saben arder en lo asimilado y ponen caras raras ante lo que está creciendo.
También me reí, viejo, cuando te habló de que está ilusionado por lo que ha de venir …

Dejad que rumien.

http://www.literalia.tv/programacion/leer-os-hara-libros/edicion-1.asp

Yo trago y me indigesto mientras los otros rumian.
Y ya era hora de ver en algún sitio recogido el trabajo experimental y arriesgado por el que he apostado en silencio durante demasiados años [gracias desde aquí al coleguilla Gonzalo Escarpa y a su "Leer os hará libros"]. Nada es en balde cuando uno cree en lo que hace. "X", de Antonio Orihuela, fue un riesgo importante del que aún queda la deuda en mi caja de cartón de facturillas [apenas se vendieron cinco o diez ejemplares –se regalaron más de doscientos– y la edición restante fue medio a dormir en una caja en mi almacén de locuras].
Hoy lo ha rescatado Gonzalito como a mí me parece que el conjunto creativo [autor/editor] se merecía. Algo parecido sucedió con el poema objeto de Antonio Gómez "El peso de la ausencia" [de éste sí agoté la edición, pero nunca nadie dijo nada al respecto de la enorme dificultad que supuso en todos los sent…

El Nota.

6 de enero de 2009
Después de que César Yuste descubriera un día mis múltiples similitudes físicas y psicológicas con El Nota [The Dude] de “El Gran Lebowski”, decidí tomar ese alter ego como articulista cabrón y deslenguado en mi periódico [ya desaparecido] y en algunas otras publicaciones del panorama nacional. Bajo esa firma dije verdades como puños y me reí del mundo mundial en un como si nada que me dejaba estupendo el cuerpo de vaciarme tan bien. Hoy, día de Reyes, mi hija rebonita se ha presentado en casa con una figurita de El Nota realizada para celebrar el décimo aniversario de esa peli molona... y somos igualitos [El Nota y yo... y mi hija]. Es ridículo, lo sé, pero me he emocionado como nunca con este regalito, y lo he colgado de la pared de mi estudio sin sacarlo de la caja... y ahí está, con su vasito de Ruso Blanco, con sus gafas de sol y su bolsa de bolos, desaliñado y realmente hermoso. Junto al Nota, una caja de madera molona de verdad, llena de pinturas acuarelables …

La retórica de la poesía burguesa.

5 de enero de 2009
El amaneramiento sin sentido, el no hablar desde el hombre y hacia el hombre con temporalidad y con fiebre humanista, el pensar que la poesía tiene sentido en sí misma y que no debe salir a la calle para exponerse al gentío, el subjetivismo como todo y la jodida deshumanización del arte... es la retórica absurda de la poesía burguesa que se enquista en los centros de poder literario y maneja las pautas oficiales para acceder a los dorados dineros públicos... y algo peor que eso [pues hasta aquí hablo de una estética definida y no compartida]: los poetas de base social que han hecho de ella ‘utilidad’, a los que someto al título de “poetas sociales burgueses”, que, amparados en la altisonancia mediática, utilizan el tono de denuncia en su poesía [siempre respondiendo a un modelo aceptado que funciona y procura un estado personal y una posición absolutamente contrarios a lo que se denuncia en sus propuestas poéticas –no proéticas–. Ellos son los peores, poetas burguese…

Bocángel.

4 de enero de 2009
El cáustico y delicioso Quevedo me impidió ayer cumplir con la labor que me había impuesto para el día, que no era otra que leer al culterano Gabriel Bocángel y Unzueta en una edición chiquita de su antología poética que me regalo Luis Alberto.
Hoy lo hice a primera hora, igual que ya lo había hecho allá por 2005. Descubrí esta vez a un Bocángel más de mi gusto [que uno cambia con el tiempo en todo], quizás porque llevo unos años acercándome a esa poesía con más ganas y con la mirada más abierta [antes tachaba por sistema ciertos tonos poéticos... tonto de mí].

SONETO

Huye del sol el sol, y se deshace
la vida a manos de la propia vida;
del tiempo que, a sus partos homicida,
en mies de siglos las edades pace,

nace la vida, y con la vida nace
del cadáver la fábrica temida.
¿Qué teme, pues, el hombre en la partida,
si vivo estriba en lo que muerto yace?

Lo que pasó ya falta; lo futuro
aún no se vive; lo que está presente
no está, porque es su esencia el movimiento.

Lo que se ignora e…