Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de abril 6, 2008

Irreverente y blasfemo [un intento].

Saber tu infinitud oscura en alguna sala hipóstila de hoy y ocultarme en tu longitud y en sus columnas para ser un acecho, sin permitir la entrada de Amaterasu Omikami más que por un resquicio de la piedra y así ser la justa sombra… o pasear Tikal y tumbarme en lo alto del templo del Gran Jaguar esperando el rito del puñal en las entrañas y apretando la sangre en un vaso votivo para guardar en la nevera de mano… o ser un monje calvo en Ise Jingu y en un tantra sentirte más adentro que adentro… o ser las manos del matrimonio Arnolfini mientras Van Eyck nos mira con envidia… o gritar tu nombre desde el tercer alminar de Santa Sofía como una blasfemia… o saberte golosamente explícita en el templo lascivo de Kandariya Mahadeva, esculpida y mojada en sus sólidos muros… o siendo ángulo justo y contrapeso mío en la Torre de Pisa como una virgen gótica… o mirándote mágica y hermética desde una saetera del Krak des Chevaliers… o profanarte en Silos, junto a su ósculo clásico… o robarte el pudo…

La taberna de la novena columna.

La jodida crisis y yo con estos pelos… pero qué es la crisis, para qué sirve y a quién le sirve, por qué ahora y no antes o luego…
Hasta ayer la banca daba y tenía, pero desde ayer la banca tiene y no da… ¿por qué? Yo no entiendo nada, entre otras cosas porque nunca me senté a aprender nada de este palo, pero sí tengo un sentido práctico hecho de lógica que me aporta indicios sobre los que objetivar alguna opinión.
Desde tal plataforma [en el aire], entiendo que la crisis la propicia el interés de quien ha de ganar con ella, pues con ella se modelan gobiernos y se mueven los rumbos de los estados, pero el dinero sigue siendo el mismo, como el agua, siempre el mismo volumen fluyendo, evaporándose y precipitándose.
Me hace mucha gracia cuando dicen que, por ejemplo, EEUU se está gastando un dineral en la guerra de Irak, pero no cuentan que esa pasta va a las arcas americanas de nuevo en mil conceptos de producción, tales como armas, ropa militar, intendencia en todos los campos… y multipli…

Tres días de libidinoso aguacero.

Tres días de libidinoso aguacero para poder lucir mi viejota gabardina Burberry’s del 77 [que la quiero como a un hijo chico], para remojarme bajo los goterones de los tejados y meter mis botorras en los charcos como un muchacho y pensar en mi ‘peloverde’ achicharrándose con un sol Pacífico y poniéndose canelita en rama. Estoy mal, pero este diluvio galáctico me pone bien y me trae sensaciones antiguas que se me meten por la nariz y por los ojos como un coito en condiciones… y pongo migas de pan para los pájaros junto al portón de la cochera, y lo hago como una redención o una pirueta… migas para esos pájaros que no saben de África porque no tienen fuerza ni potencia genética para migrar, y las picotean sobre los charcos y bajo la mirada de los milanos, recién llegados de las praderas de arena del Sahara para bendecirse y bendecirnos en nuestros tejados [este año han llegado cientos de ellos a Béjar, más que nunca].
Y me dan unas ganas enormes de dejar que fluya el chorro de mi pensam…

Hoy leí algunas cosillas de Mesanza y me hice preguntas.

Hoy leí en el blog de Julio Martínez Mesanza lo que sigue: “No sé si en la poesía es necesario que haya ideas. Sé que, en muchos casos, en los poetas de verso fácil no hay ninguna. Tampoco las hay en aquellos que no tienen el mínimo sentido de la forma, ni, a veces, el mínimo sentido de la prosa. Si todo viene de una vez, para qué pensar. El poeta, si en algo cree, es en eso, en que es poeta y, por tanto, cualquier cosa que haga se la legitima a sí mismo por esa condición de poeta que él mismo se concede.”, y me gustaría saber qué entiende Julio por ‘verso fácil’ y en qué se basa para colegir que en este tipo de poetas ‘no hay ideas’… por ejemplo, cuando yo escribí ‘¿De qué sirve el reloj / si en el brazo del hombre ya no hay pulso?’, ¿trabajé un verso fácil en el que no hay ideas?… o cuando expuse: “Oye, / ¿Borges no es una marca de ciruelas?”, ¿trabajé un verso/chiste fácil en el que no hay ideas?
No sé… voy a releer “Europa” [inacabada (?)] y a buscarle la idea y la dificultad a los…

Poetas de mierda.

Ya no se habla de ciervos en los poemas, ni de corzos, ni de telas adamascadas, ni de umbrías procelosas, ni del añil hecho ojos… y si se habla en alguno, resultará como uno de esos cuadros baratos con escenas de caza que se colocan en los salones de las casas pobres con ínfulas extrañas… a no ser que el ciervo sea un cabrón con los ojos caídos, deshecho en alcohol y berreando por las ciervas más putas del territorio, un ciervo que duerme entre cartones en las noches de invierno junto a un cajero automático y que te pide a la salida del supermercado la moneda que metiste en el carrito para sumar a otras con las que comprar su dosis diaria… La poesía ya no se hace a golpes de A-B-B-A o con la danza esférica del ia/ia-on/on-ento/ento, y si se hace, resultará una cursilería de padre párroco o un no poder de jovencita caliente y moderada… Ahora parece que todo debe ser prosaico y ocurrente a la vez, como el Cristo sobre la cama de un pederasta, o la mujer soltera con su mano metida hasta …

Utilizar las uñas.

Siempre me pregunto por lo que nos hace salir adelante cuando estamos mal, pero sobre todo lo por que le hace seguir adelante al que no tiene dónde caerse muerto y su vida es una torcedura constante… levantarse entre la porquería y saber a ciencia cierta que vas a volver a dormir sobre ella, y sonreír y buscarse una solución de urgencia cada jodido minuto con la decisión de pasar un día más, aunque sea sin esperanza… quizás todo radique en saber conformarse y entender que el pan duro y la colilla a medio consumir que le arrebatas al tipo de la limpieza pública, ése que lleva un chaleco fosforescente, te pueden dar tanta intensidad como una campaña militar en el norte de África o descubrir las propiedades y los usos del Radio… quizás todo tenga solución en procesar la vida como una aventura por hacer, una aventura en la que te lo juegas todo a un mínimo absoluto que termina justo cuando aparece el siguiente.
El peligro mayor está en la cabeza, en pararse en el hacer y el conseguir, y de…

Manchado de tinta se está de puta madre.

No me gustan los débiles que muestran su debilidad sin una segunda intención posible, los que la exponen para ‘exponerse’, sin haberse parado a pensar antes en que hay otros con debilidades mayores que los harían felices solo por una pequeña comparación. Debieran ponerse una pistola en la sien y tener el coraje de disparar y desaparecer. Así serían protagonistas de su propia vida.
Y es que también hay que saber disfrutar de lo que te hace daño, porque es parte de ti, del edificio que construyes… y de ello se aprende [hasta a reír].
Ayer me dio una pulsión [es muy común en mí] y me fui a una tienda de materiales de arte con intención de gastarme en ella todo el dinero que llevaba en el bolsillo. Fui absolutamente monográfico y me dejé toda la pasta en cuarenta tinteros llenos de tinta china de colores [Drawing Ink] que empecé a utilizar con ansia justo cuando volví a mi estudio. Creo que fue el sol, que ayer pegaba fuerte, y que me había quedado en manga corta y con el pecho al aire, cir…