Ir al contenido principal

Electoralia [II]

Leo en ‘Bejar.bizz’ diversas valoraciones sobre el arco electoral bejarano y decido elucubrar un ratito.
1. Tengo claro que Raúl puede ser bisagra, lo que, desde mi punto de vista, le hace tener más posibilidades de ser alcalde que Alejo, sobre todo si se confirma, como he leído en algún foro, que ha sido despedido de su empleo por cuestiones políticas y cesó en su curro el miércoles pasado [también es cierto que todo depende de cómo gestione Raúl esta información y cómo le acompañen en esa gestión los demás partidos].
2. Tengo claro también que UPS va a sacar más votos que en su anterior exposición al público [no en vano van más bejaranos en su lista y algunos de bastante más peso que el anterior votando], y considero que esos votos saldrán mayoritariamente de la cartera del Partido Popular [no se olvide que este partido está claramente adscrito a la nueva derecha moderada autonómica], lo que beneficia a sus contrarios, y principalmente al PSOE.
3. No confío nada en que IU pueda subir de sus últimos números, por lo que estimo que los votos que reciba serán votos ‘perdidos’ [votos que deciden siempre en perjuicio o beneficio de sus contrarios… fundamentalmente perjudican al PSOE].
4. Tengo muy claro que el Partido Popular va a bajar bastante, entre otra cosas por el natural proceso de desgaste que traen tres legislaturas seguidas gobernando [eso sin valorar sus conflictos conocidos].
5. Me da en la nariz que Cipriano es capaz de arrastrar bastantes votos por sí mismo, por su talante y por su perfecto movimiento en la calle, lo que ya, sin más, le aportaría un concejal [o dos] que sumar al anterior conteo electoral. [Cierto es que el PSOE pisó su suelo electoral en las últimas elecciones y que sólo puede ir a más]*.

Con todo lo expresado me atrevería a dar por buenos dos resultados:
8 PP – 8 PSOE – 1 UPS
7 PP – 9 PSOE – 1 UPS

Y no me expreso por preferencias personales, sino por un análisis [bastante vaporoso, eso sí] de la situación actual. Creo, por tanto, que se va a jugar fundamentalmente con tres concejales, lo que indica que todo va a radicar en hacer cambiar de posición a 1.500 votantes bejaranos. El quiz de la cuestión andará alrededor de quien analice mejor la situación y ofrezca los mensajes más claros.

*RECTIFICACIÓN A ESTA ENTRADA

Afirmaba en esta entrada que mi análisis era "bastante vaporoso", y no mentía, pues me equivoqué de lleno en una de las últimas afirmaciones.
Quiero rectificar eso que dije de que: ˝Cierto es que el PSOE pisó su suelo electoral en las últimas elecciones". La realidad es como sigue según la información que acabo de recibir:
El peor resultado del PSOE en unas municipales, de forma porcentual, fue en mayo del 95 con un 35,26%.
Si se toma por votos recibidos, fue en junio del 1999 con 3.298 votos.
Si se toma por número de concejales, fueron en mayo del 95 y junio del 99 con 6 concejales.
En mayo del 2003 se subió algo en votos y en porcentaje, se sacó un concejal más, 7.
También es justo aclarar que Ramón Hernández Garrido sólo encabezó la candidatura del PSOE en 2003, fecha en la que se inició el repunte de votos para el Partido Socialista.

Pido disculpas por la utilización del dato erróneo y me afirmo en el resto de esta entrada.


De Tontopoemas ©...

Comentarios

  1. Pipe si me permites la corrección, y como "afectado" te diré que en 2003 no tocamos suelo sino que comenzamos la recuperación al aumentar un concejal con respecto a 1995 y 1999. Sobre los votos creo que también ha habido elecciones con peores resultados. Y todo esto de memoria, sin mirar datos.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Por favor, no hables de mí... si acaso, hazlo de ti mismo...

Entradas populares de este blog

COMENDADOR

A LAS PUERTAS DEL CIELO
Aún quedan las carcasas de las fábricas como memoria de aquel constante trasiego que procuraba poder a los fascistas y la escueta comida del día a los obreros. Están rojas de óxido en toda su ferralla y una vegetación devoradora hace justicia en cada hueco. Son los restos de lo que ha de venir y lo que fue.
Mamá, el lotero me llama alemán.Porque eres rubio, hijo.Mamá, la abuela me dice que nunca hable con el lotero, pero es que siempre me da caramelos y me llama alemán.Que no me entere yo de que vuelves a coger un caramelo de ese hombre. Obedece a la abuela.Mamá, es que me dice que yo sería un buen torero, que si sigo jugando con el estoque, un día me llevará a un tentadero.Ese hijo de puta… fue uno de los que denunciaron a tu abuelo.¿Qué hago entonces, mamá?Cuando le veas, sal corriendo.
Aún quedan algunos tejados viejos en la calle Libertad, sus tejas rojas sostienen la vida de algún gato y mantienen el recuerdo vivo de los hombres que huían desde los desvanes p…

Caidino...

Estoy lento y como gatinín con este calor bestia que cae sobre mí como una losa, y con tanto por hacer y en diferentes campos. Ahora que necesitaría multiplicarme, estoy dividido y hasta restado. SBQ necesitaría ahora de todas mis fuerzas de invierno (tenemos un agujero grande que tapar y no soy capaz de tomar aire). Intento mercadillos, lecturas, talleres, ventas de materiales chulos, sorteos…, pero nada funciona. Es como si al quedarme desactivado yo, se hubiera desactivado todo, pero no sé de dónde sacar la energía que necesito como el aire de respirar, no sé cómo tramitar esta abulia sobrevenida. En Perú la gente tiene sed, hay pendientes entregas necesarias de materiales, de carritos…, y he dejado un proyecto a medias que hace que me sienta culpable por ratitos. Es este jodido calor y que la gente aquí ya no puede más, porque está agotada por los miserables del dinero. A ello se suma el golpe constante en el trabajo, el ramillete de deudas con sus apremios y el vacío inabarcable…

Somos la razón del tren en marcha, su todo adelante sin salir del constante paralelo de las vías…

Somos la razón del tren en marcha, su todo adelante sin salir del constante paralelo de las vías… y ese ser ‘la razón’ le gusta mucho al que viaja a velocidad en los cómodos asientos de sus vagones, viendo pasar el paisaje por las ventanillas, pero solivianta al que perdió el billete, al que nunca tuvo para comprarlo y, sobre todo, al que busca lugares a los que ir y a los que el tren no llegará jamás, porque no hay vías ni estaciones. Así visto el trasunto humano, la libertad del que está en el sistema (el tren) viene siempre marcada por unas fronteras nítidas que, precisamente, amordazan esa libertad… o sigues las vías con tu billete en regla o te bajas del tren y corres el peligro de ser arrollado si quieres volver a subirte en él mientras no detenga su marcha. Me sucede con frecuencia que tengo ideas nítidas en mi cabeza, ideas que se muestran preclaras y estructuradas en mi mente y que, cuando intento compartirlas, me resulta muy difícil hacerlas llegar a mi interlocutor con la …