Ir al contenido principal

PAN 2011



Con Alberto Pérez.
Saturday podría haber sido perfectamente el día de mi padre, pero ayer fue exclusivamente mío, porque me toco todo y bueno. Salí temprano hacia Morille [algo bueno tendría que tener este no dormir de las últimas fechas] y el viaje se me hizo corto y pizpireto con la música molona del mejor Leonard Cohen sonando en mi cacharro... llegué a destino y me di de bruces, sin más, en la plaza del pueblo con un hermoso árbol de compresas luminosas, una magnífica metáfora por donde se mire y un buen comienzo por donde se desmire... foteé como un cosaco con una Werlisa Color y llegó el primer encuentro... Manuel Ambrosio, nervioso y excitado [organizar un encuentro poético/artístico no es para menos, que sé de lo que hablo]... “Monta en mi coche, Luis Felipe, que Alberto Pérez no quiere irse sin darte un abrazo”... y monté en un jodido y maravilloso “Dyan 6” descapotable y verde eléctrico para llegar hasta ese cantante nervioso y delgado que es puro verbo. Allí estaban desayunando Fabio y su chica Kalho junto al bueno de Albertito. Le vi más delgado, más nervioso, pero con esa sonrisa tan propia de quienes hacen lo que les apetece... nos fundimos en un abrazo grande y nos pusimos al día en dos minutos [el tipo habla rápido de cojones]... me contó que no sale de enfermedades jodidas en la familia y que eso le tiene muy atado y a veces triste, que todo se conjuga para ponerle velocidad y que está trabajando con asuntos de voz experimentales que le ponen algo de satisfacción a sus días... tomamos café, charlamos un ratito y llegaron los televiseros de “Miradas 2” para entrevistarle. Mientras hablaba para la tele con un fondo crítico de cielo y nubes, Fabio y su chica andaban salvando a un pajarillo que había caído de un tejado cercano [otra hermosa metáfora para anotar]... y acabada la entrevista a Alberto, nos despedimos con otro abrazo fuerte y con la promesa de vernos pronto en donde sea [probablemente en mi imprenta, que es albacea de una poetisa fallecida y quiere editar algunos libritos]... y de allí me fui con Antonio Gómez, que acababa de llegar a donde yo estaba con Alberto para despedirse, hasta el nuevo centro cultural de Morille [una pasada para un pueblo tan chiquito y tan perdido]... allí había una mesa redonda de artistas portugueses y me quedé afuera fumando un cigarrito para conversar con quien cayese por allí... y empezaron a caer colegas extraordinarios... Carmina y Manuela [mis chicas LaLata] en su maravilloso rol brut total, el facocero chiquitín de los antiguos “Chiquis” hecho ya un hombre y vestido de “Artista Moderno” [un nuevo proyecto en el que está metido ahora con su gente]... que me contó que el facocero mayor [ese Manolillo F. Macías comprometido IU desde hace años] ha sido nombrado alcalde de Medina Sidonia [juro que iré a ese pueblo antes de que se acabe la legislatura para llamarle Don Facocero]... algún portugués conocido de mis andanzas literarias lusas... Catalina Rivera con su colección ‘Webera’ al hombro, que me encantó verme de nuevo en obra junto a mi queridísimo amigo Alberto Hernández... Tomás Sánchez Santiago, ese zamorano impasible y lleno siempre de buenas vibraciones... Manolillo Moya y señora [que queda bonito dicho así, pero es como para decírselo a la cara a mis dos encantadores fuenteheridos]... mucha gente amiga y buena, empeñada en seguir y en ser... y mucha alegría de verlos otra vez, tenerlos otra vez, abrazarlos otra vez a todos y cada uno de ellos.
Y el día se fue llenando de actividades... exposiciones que ver, mesas redondas, ponencias [me gustó particularmente asistir a la que ofreció Eduardo Scala], conciertos improvisados y provisados, inauguraciones, talleres, recitales comunes... todo un programazo que me llenó el espíritu de ganitas de hacer cosas.
Y de remate, pues que el tipo de “Miradas 2” conocía mi obra y sigue mi blog, así que se enrolló de maravilla y me propuso realizar unas tomas pintando un pez en una piedra pera uno de los proyectos PAN... y hacerme una entrevista para que hablase del proyecto literario/solidario de SBQ, lo que aproveché para promocionar un poquito la historia “Gominolas para los patos” y la revista contracultural “STANDDART” [veremos el trabajo en septiembre por “la 2”]...
Y que volví a Béjar feliz y lleno de ganitas.

"Miradas 2" entrevistando a Alberto.


Fabio tiernecete.



Antonio Gómez bajo el árbol de las compresas luminosas.

La bella Khalo en Morille


Mis peces televisados.



Las reinonas LaLata leyendo (?)  STANDDART









Morille ya tiene un arroyo con peces.





Entre todos hicimos la canción del verano y ellos la interpretaron.



Nuria Benito con sombrero

Recital de poesía en el campo.

Comentarios

  1. Voy a escribir ahora mismo a Manuel, acabas de recordármelo. Cabecita la mía.

    Fantástico el reportaje y fantásticas las palabras. Envidia atroz se me queda.

    ResponderEliminar
  2. Mientras unos peZcan, otros pereZcan...
    Vamos, que ya quisiera yo que mi viaje corre-corre del sábado se hubiera parecido un solo pelín al tuyo, precioso y divino, feliz y pleno de luz, pero creo que en lo único que hemos coincido es en el tema "compresero".

    Tus fotos mejoran con el tiempo, LF, las hay realmente estupendas. También decirte que me ha gustado ver a Fabio -qué arte tiene este tipo!-y a Alberto Pérez -por lo del recuerdo que trae de frente-.

    Como tú dirías... CHULI!

    bSSS -DNC-

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Por favor, no hables de mí... si acaso, hazlo de ti mismo...

Entradas populares de este blog

NO SEAS NUNCA COMO YO

Casi cinco meses de vida tranquila juntos, Mario. Yo viéndote crecer y adquirir pericias y tú mirándome, a veces perplejo y a veces encantado de verme (porque los abuelos hacemos cosas que no hacen los padres, como sacarte del carrito y achucharte cuando lloras y hay que dejarte tranquilo para que encuentres el sueño).  Casi cinco meses y ya me has llenado de endorfinas (porque el abuelo canilllas blancas es pura química orgánica), me has perfumado de ese olor tuyo a bebé, que es el único que en mi mundo supera al olor del tabaco, y te has hecho centro de todo, pues te veo y me olvido del banco que me tiene medio asesinadito, de los clientes que están esperando en la puerta y hasta de este dolor cabrón que llevo en la rodilla desde hace unas semanas. Y lo mejor, lo mejor de todo, es que, cuando llegas, te miro y sonrío, y tú me devuelves enseguida una sonrisa a medias con hoyuelo  al ladito derecho de tu boca. Entonces te cojo y te achucho, te acerco a mi mejilla y siento ese lazo qu…

Jugar al cíclope...

Jugar al cíclope, como en el capítulo siete de Rayuela, o simplemente jugar al Cortázar postmasmédula, a aquel Cortázar tan Girondo de “Apenas él le amalaba el noema... ¡Evohé¡ ¡Evohé! Volposados en la cresta del murelio, se sentían balpamar, pernilos y márulos...”... no, mejor jugar al cíclope y cansarte de no estar cansado o jugar a cerrar los ojos para ver e imaginar que la felicidad está más cerca... quienes piensan demasiado no pueden hacer nada... he aquí la regla fundamental del juego de La Maga... y uno está tan triste porque todo es tan hermoso... ¿y si quienes forman mi mundo solo fueran ilusiones... no lo que son, sino mis ilusiones de ellos, no sus verdades, sino mis mentiras?... todo sería un juego estético personal, un juego magnífico en el que crecer... salgo a la calle, voy a por tabaco hasta PdT, doblo la esquina cuesta arriba, estoy solo en la calle, estoy solo en la esquina... subo hasta que las puertas de cristal detectan mi presencia y se abren como puertas... est…

Me late el codo izquierdo...

Hoy me levanté con el codo izquierdo dolorido e hinchado, todo por un golpetazo que me arreé la semana pasada con una puerta [se conoce que ayer me apoyé en alguna de las barreras de la plaza de toros bejarana, mientras asistía al blues, y se me ha infectado]… y es que últimamente parezco un quecomari lleno de cuitas y quejicoserías… el cabrón está ardiendo y focaliza toda mi atención en su latido, hasta el punto de hacerme perder concentración en lo que hago.
En fin, que sigo en el asunto de vivir y eso me gusta mucho… hasta el latido este que me reclama atención constante.
Hoy le pegué la última corrección al nuevo libro de Belencita, “Orden de alejamiento”, y vuelvo a dejar escrito que me gusta muchísimo su forma y su contenido. Espero que en un par de semanas esté listo para hacerlo llegar a sus manos…. y que me ha gustado leerlo con ese latidito de dolor, pues el poemario es de dolor entero… y muy intenso.
Luego, me dejé de mí [y del trabajo] y le busqué contenido a ese pum-pum… y m…