Ir al contenido principal

Jo, no quedan bombones...


Jo, no quedan bombones helados en la nevera y tenía ganitas, esas ganitas rojas que me llegan a veces como escándalos… en fin, Coke caliente.
Y que son días de festejo por la zona, y me pongo entre agrio y medio tontino porque no encuentro aparcamiento y el gentío me asusta y el ruido me molesta y la bebida sobra en esa jodida musa de los muchachos que los lleva a la ebriedad más gansa sin motivos razonables… pero sigo el camino y salgo al purulento observatorio de la noche para tomar notitas en mi agenda de tipo insoportable:

• Como nadie hace nada, será mejor beber.
• Este absurdo de hoy es el vacío de las calles de mañana.
• Me basto sin que estéis. Ése es mi oficio.
• La Virgen llena la calle de borrachos… será que Dios es vino.
• ¿Por qué las chiquillas de 2009 parecen prostitutas de 1970?
• Algo hemos hecho mal… ¿serán las hamburguesas?
• ¿Hacia dónde se dirigirán vuestros pasos, muchachos, después de la última mentira?
• La verdad llegará con su fuego pasado mañana… y no será por las esquinas de la noche.
• ¿No sería mejor tocarse sin vergüenza antes que beber hasta la ebriedad?
• No hay trabajo… ahora sí se puede robar… pero también se podría salir a la calle para cambiarlo todo.
• Me pareció ver a la muerte bailando en la verbena… al rato hubo alaridos de sirenas.
• Cuanto menos se tiene, más se gasta.
• Es curioso… cuando estamos de fiesta, trabajan los sin papeles… yo les compre algunas cosillas.
• Nada como una bolsita de churros calientes para ir al baño.
• Mis hijos duermen de día… ya tienen datos para no cambiar el mundo.
• La imbecilidad nunca tiene sueño a las cuatro de la madrugada.
• Definitivamente, el alcohol es bastante peor que el tabaco, pero debe ser mejor negocio para el Estado.
• La lunática huye siempre del gentío, lo abomina… prefiere hablar con los coches o con las lunas de los escaparates… quizás no sea tan lunática como todos la piensan.
• Al desinhibido le rajaron las cuatro ruedas del coche y no entiende nada… ¡Ay!, el jodido entendimiento.
• Un hombre sumado a mil hombres solo acierta a sumar cientos de botellas vacías.
• ¿Por qué los días de descanso el hombre decide cansarse más?
• Vivimos una estética mediocre que le viene de perlas al capitalismo.
• Creo que no me equivoco si afirmo que la gente sale a la fiesta para intentar follar… imagino que son pocos los que lo consiguen [vale para ambos sexos].
•••
Tarde.
Hay cierto paroxismo de intensidad en la zona de fiestas, pero nada original que merezca diez minutos pensando… tendré que ponerme en actitud declamatoria y hacer aflorar todas mis obsesiones para borrar a los parásitos de mi cabeza…
¡Ah!, los labios como incendios en el mar de la cara, años y meses de esos labios abriéndose para la voz o el hálito… labios que supieron de tu pelo y también del silencio en las tardes de manos cosiendo, acariciando…
Gotean los muchachos por las calles con camisetas de colores vivos y sombreros ridículos, van como a su destino, agotados de noches de traspiés a la intemperie, buscando a otros chicos de su generación para embragar la risa sobre sus pies de ortiga… todos llevan mensajes en sus jodidos T-shirts, mensajes de alcohol y de sexo, mensajes absolutamente explícitos que muestran a los ojos de sus padres mientras comen en el salón familiar… y yo no entiendo nada.

•••
Más tarde.
Y que leo en prensa que el “socialista” César Antonio Molina [vamos, no que no me cuenten que este tipo es socialista], uno de los peores Ministros de Cultura de la democracia española, deja el zorolo barco del Congreso de los Diputados [en el que me da que solo estaba para ubicarse] para volver a su “trabajo” en la Carlos III madrileña, eso sí, después de haber pillado influencias como un campeón en el Círculo de Bellas Artes, en el Instituto Cervantes y en el ya mentado Ministerio de Cultura… otro tipo sin problemas de por vida, que siendo, a mi gusto, un poeta absolutamente mediocre, ha sido publicado –mientras desarrollaba labores de Ministro de Cultura– en Galaxia Gutenberg [y de eso no ha dicho nada el PP… lo mismo son amiguitos de don César y de los Galaxy]… ahora el perico se dedicará a rumiar todo lo conseguido y a exprimir a cada uno de sus beneficiados con viajezotes, conferencietas, recitalillos, ediciones en tapa dura y clases magistrales de esa ‘hermosa’ dicción y de esa ‘inigualable’ retórica que ha demostrado en sus diversas representaciones públicas.
Lo siento, que soy de ideas fijas… ya critiqué a este tipo cuando fue nombrado director del IC y, sobre todo, cuando fue nombrado Ministro de Cultura… los ciudadanos españoles con afanes culturales y con intención de izquierda no nos merecemos que se malgasten nuestros votos en inútiles listos como este ‘ex’ de todo.
Si acaso, pediría que deje de publicar y se gaste su dinerito en fiestas magras.

Comentarios

  1. Totalmente de acuerdo con lo que dices del ex de todo Molina. Su poesía mesecae de las manos: cuánto trepa hay suelto.
    saludos diletantes

    ResponderEliminar
  2. Ay amigo, amigo, pero si el amigo Molina te hubiera invitado a ti a su debido tiempo, bien que le pondrías velas. Qué tristes sois los poetas, y los que queréis ser más, aún más tristes.

    ResponderEliminar
  3. Vaya... no creo que yo sea muy amigo tuyo... por lo demás, como tú digas... pero para otra vez te identificas o no subo el coment, que es muy fácil esconderse para escribir lo que has escrito. Ya sabes, unos son más que otros en función de la asunción de sus palabras.

    ResponderEliminar
  4. "¿Por qué las chiquillas de 2009 parecen prostitutas de 1970?"

    Ayer noche en la Plaza Mayor de Helmántica, abarrotada de gente y sonidos fusionados, me estuve fijando que los chiquillos de 2009 hacen lo mismo que hacíamos en los setenta.

    ResponderEliminar
  5. Hay un porcentaje elevado de programas televisivos muy populares entre la juventud que están manejados por horteras con influencia. Resultado de ello es la tremenda mediocridad que están generando...mediocridad en la expresión y falta de vocabulario, basada en el eterno cotilleo de las miserias humanas... presentación ante el público de la irrealidad de la vida caótica de los demás como si fuera lo más natural del mundo, exaltación del morbo y la provocación no en cuanto lo intelectual, sino en focada a la popularidad, creo que esto confunde a la juventud a la hora de la elección en cuanto a valores humanos, actitudes, vestimenta y lenguaje. Yo lo veo así, ¿o me estaré convirtiendo en una pureta?.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Por favor, no hables de mí... si acaso, hazlo de ti mismo...

Entradas populares de este blog

NO SEAS NUNCA COMO YO

Casi cinco meses de vida tranquila juntos, Mario. Yo viéndote crecer y adquirir pericias y tú mirándome, a veces perplejo y a veces encantado de verme (porque los abuelos hacemos cosas que no hacen los padres, como sacarte del carrito y achucharte cuando lloras y hay que dejarte tranquilo para que encuentres el sueño).  Casi cinco meses y ya me has llenado de endorfinas (porque el abuelo canilllas blancas es pura química orgánica), me has perfumado de ese olor tuyo a bebé, que es el único que en mi mundo supera al olor del tabaco, y te has hecho centro de todo, pues te veo y me olvido del banco que me tiene medio asesinadito, de los clientes que están esperando en la puerta y hasta de este dolor cabrón que llevo en la rodilla desde hace unas semanas. Y lo mejor, lo mejor de todo, es que, cuando llegas, te miro y sonrío, y tú me devuelves enseguida una sonrisa a medias con hoyuelo  al ladito derecho de tu boca. Entonces te cojo y te achucho, te acerco a mi mejilla y siento ese lazo qu…

Mario

Mario fue un corredor de fondo que ha legado el nombre a mi nieto para perpetuar en él su memoria, y me gusta, me gusta mucho que mi bebé tenga en su nombre una razón y un contenido, que lleve el signo de una amistad indeleble y el valor hermoso del recuerdo. Mario, hoy mi nieto, es divinamente vulnerable, delicado hasta el suspiro, bellísimo en sus gestos y causa absoluta de orgullo personal. Su madre, mi hija, me ha hecho el regalo más precioso que se puede hacer a un padre, y lo ha hecho con valentía, sin miedos, siendo una mujer entera en todo el proceso y demostrándome que algo tuve que hacer bien en su educación y en su formación como persona. Jaime, el padre de mi nieto, es un padre ejemplar, preocupado, atento siempre a las necesidades de mi hija y de su hijo, y yo le estaré eternamente agradecido por su forma de ser hombre y por el amor entero que se percibe constantemente en su trato hacia mi niña y hacia mi bebé. Gracias a los tres por hacerme tan feliz.
Por lo que a mí se …

Ocho días sin Mario

No sé cómo explicar que el decurso vital me sujeta al espacio que habito, que los proyectos urgentes me requieren al pie del cañón y que el trabajo de mierda que tramito a diario me impide hacer exactamente lo que debiera hacer. Cada día recibo fotos y vídeos de Mario: durmiendo, recién bañado, antes y después de la toma, tumbado como un rey con su pañal como único vestido..., y presiento a mi niño abrigado por sus padres, cuidado hasta el más mínimo detalle; pero me siento mal por no estar allí cada cinco minutos para contemplar su sueño, para asombrarme con cada uno de sus gestos o para colocar uno de mis dedos en su manita y sonreír mientras lo aprisiona levemente.
En todo caso, pienso en que sus padres ahora necesitan espacio, que nadie los moleste, y eso me calma un poquito..., y también me calma el tener muy claro que todo lo que hago también lo hago por Mario, para que algún día sepa que ser humanista es el camino correcto, que trabajar para un futuro con dignidad es un buen pl…